Las edificaciones son grandes devoradoras de energía. Cambiar esto es posible. Lo venimos haciendo hace años. Mediante el análisis integral y calificado de la envolvente arquitectónica (muros, techos, pisos, puertas, ventanas, aislaciones), de los electrodomésticos, de los sistemas de calefacción y refrigeración, de la iluminación, de los sistemas de agua caliente sanitaria, y con la ayuda de termografías entre otros recursos, reconvertimos a la vivienda en una edificación energéticamente eficiente, más sana y habitable para sus ocupantes.

Logramos que su casa sea confortable en forma inmediata y que la inversión realizada se recupere en unos pocos años de uso.

En obras nuevas, reformas y ampliaciones apostamos a la eficiencia energética desde las primeras decisiones de proyecto, utilizando tecnologías alternativas pasivas y activas de ahorro de energía y captación solar, como así también al uso cuidadoso del agua y los recursos naturales disponibles en la zona.

Es posible comprobar cómo una casa puede simultáneamente ser moderna, funcional, eficiente, confortable y ecológica, con un estilo personalizado y respetando el presupuesto establecido.

LA ENERGÍA QUE AHORRAMOS
ES LA MAS ECONÓMICA.